Centro de Salud Montequinto

Centro de Salud Montequinto
Av. Los Pinos, SN
Dos Hermanas (Sevilla)
Tel.: 955 928 650/51

Ver mapa

Horario de apertura:

CONSULTAS
Lunes a Jueves de 8:00 a 20:00 h.
Viernes de 8:00 a 17:00 h.

URGENCIAS
Lunes a jueves de 20:00 a 8:00 h. y
Viernes de 17:00 a 8:00 h.
Sábados y domingos: 24 h.

Siempre que acuda al centro traiga consigo la Tarjeta Sanitaria

Pida cita telefónica a través de Salud Responde (902 50 50 60) o por Internet (InterSAS)

Cita On Line

TELÉFONOS DE INTERÉS

Unidad de Gestión Clínica Montequinto
955 92 86 50/51

Área de Gestión Sanitaria Sur de Sevilla
955 01 92 00

Emergencias Sanitarias
061

Urgencias Sanitarias
902 505 061

Salud Responde
902 505 060

Emergencias
112

Introduce tu dirección de correo electrónico para seguir este Blog y recibir las notificaciones de las nuevas publicaciones en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 372 seguidores

El desmayo… (Síncope)

¿Qué es el síncope?

El síncope es una pérdida transitoria del conocimiento debida a un bajo riego cerebral temporal, caracterizado por ser de inicio rápido, duración corta y recuperación espontánea completa, sin necesidad de aplicar maniobras de reanimación. Los términos «presíncope» o «casi síncope» se usan a menudo para describir un estado que se parece al pródromo del síncope, pero que no se sigue de pérdida del conocimiento.

Es una situación que se da con bastante frecuencia en la población general. Se puede decir que aproximadamente 1 de cada 5 adultos ha sufrido un síncope a lo largo de su vida. La prevalencia más alta se observa entre los 10 a 30 años (47% en mujeres y 31% en varones), siendo por este motivo una causa frecuente de consulta en los servicios de urgencias, sobre todo si hablamos de primer episodio.

Tipos de síncope

Existen varios tipos de síncope. Sin duda, el síncope reflejo es la causa más frecuente de pérdida de conocimiento en cualquier contexto y por eso nos vamos a centrar en él. Como segunda causa y con diferencia menos prevalencia encontramos al síncope secundario a enfermedad cardiovascular. El síncope que se da en pacientes mayores, polimedicados, con enfermedad del sistema nervioso central o parkinsonismo, con insuficiente ingesta de agua y en bipedestación suele ser secundario a hipotensión ortostática. Un grupo aparte lo forman los síncopes de origen desconocido, en los cuales no se llega a determinar el mecanismo por el cual se ha producido el mismo.

El síncope reflejo se refiere tradicionalmente a un grupo de situaciones distintas entre sí en las que los reflejos cardiovasculares que normalmente son útiles para controlar la circulación se vuelven temporalmente inadecuados en respuesta a un desencadenante, y producen dilatación vascular o enlentecimiento del ritmo del corazón y, por lo tanto, una caída en la presión arterial y en la perfusión cerebral global, provocando la pérdida de conocimiento.

Se clasifica en vasovagal, situacional, sincope del seno carotídeo y formas atípicas.

¿Cuáles son los síntomas en este tipo de síncope? Pues, varían según sea el desencadenante:

  • En el caso de síncope vasovagal se suele preceder de sudoración, palidez, náuseas en el contexto de emoción (angustia, miedo, dolor, fobia) o estrés ortostático (por ejemplo, estar mucho tiempo de pie sin movimiento).
  • El síncope situacional se asocia a ciertas circunstancias específicas, como pueden ser cuadros de tos, micción, calor, tras las comidas, ejercicio, risa.
  • El síncope del seno carotídeo (el seno carotideo da las órdenes para que los vasos sanguíneos se contraigan o relajen según la presión arterial que detecta, manteniéndola estable) puede desencadenarse por presión directa sobre el mismo (bajo ángulo mandibular, en ambos lados) o sin desencadenante mecánico, precisando masaje de seno carotídeo para su diagnóstico.
  • Las formas atípicas no tienen un desencadenante aparente.

Otros síntomas en el síncope reflejo son: mareo/inestabilidad, debilidad, fatiga, letargia, trastornos visuales (entre otros, visión borrosa, aumento del brillo, visión en túnel), trastornos de la audición (como audición disminuida y ruidos) y dolor en el cuello, hombros, parte baja de la espalda o dolor precordial.

Habitualmente la forma de presentación de este tipo de síncope ya se podría considerar diagnóstico.

¿Tienen algún tipo de tratamiento? Hay que decir que la base del tratamiento de los pacientes con síncope reflejo es la educación y transmitir tranquilidad en cuanto a la naturaleza benigna de este trastorno, concienciar de que a pesar que sea una situación desagradable para los pacientes no representa un peligro para su salud, siempre y cuando se tomen las precauciones correspondientes, sobre todo dirigidas a evitar traumatismos. En líneas generales, son:

  • Aprender a reconocer y evitar en lo posible los desencadenantes (p. ej., evitar los lugares abarrotados y calurosos, la deshidratación, situaciones de estrés, entre otros);
  • El reconocimiento precoz de los síntomas prodrómicos: sudoración, mareo, palidez, visión borrosa, náuseas, etc;
  • Realización de maniobras para interrumpir el episodio (p. ej., sentarse o tumbarse boca arriba con los pies en alto, si esto no es posible – realizar maniobras de contrapresión físicas, que se explican más abajo);
  • Cuando sea posible, los desencadenantes deben abordarse de forma directa, como la supresión de la tos en el síncope por tos;
  • Es importante mantener un buen control domiciliario de la presión arterial en caso de tomar fármacos hipotensores o diuréticos. No combinar dicha medicación con alcohol.

25v65n08-90147733fig31

Maniobras de contrapresión: Hay 2 tipos de maniobras que se han mostrado eficaces a la hora de prevenir el síncope:

  • Coge ambas manos tal como se muestra en la foto y tira hacia afuera con fuerza, sin separarlas.
  • Cruza ambas piernas como se muestra en la foto y contráelas fuertemente, utilizando también la musculatura glútea.

Estas maniobras se pueden realizar alternándolas o según sea la preferencia de cada paciente. Con ellas conseguimos evitar o por lo menos retrasar el síncope, evitando una caída brusca. Una técnica bien entrenada ha demostrado reducir la frecuencia de aparición de los episodios sincopales.

NOTA: ¿Has oído hablar alguna vez de las “Lipotimias”? Es otra forma de referirse a los síncopes reflejos.

Erika Torres Guerrero

Residente MFYC

Doctor, últimamente no duermo bien…

El sueño es una necesidad vital del cuerpo humano, es un proceso fisiológico que necesitamos para el buen funcionamiento de nuestro cuerpo. Las horas de sueño necesarias van cambiando a lo largo de la vida de manera que los niños pueden necesitar 10 ó 12 horas de sueño mientras que para los adultos pueden ser suficientes 4 ó 6 horas únicamente.

30092400871_bf8cf7b826

Hablamos de insomnio cuando existe una alteración del sueño, ya sea para conciliarlo al principio de la noche, para mantenerlo durante las horas nocturnas o cuando se tiene la sensación de no haber descansado tras dormir.

De hecho el insomnio, de manera secundaria, lleva asociados otros problemas de salud como son la irritabilidad, el cansancio, la dificultad para concentrase o, incluso, la incapacidad para conducir o manejar maquinaria.

Es importante saber que el insomnio puede aparecer debido a circunstancias diferentes como son la ansiedad, el estrés, el consumo excesivo de alcohol o cafeína, el uso de algunos tipos de medicamentos o a otras enfermedades.

¿Qué puedo hacer para dormir mejor?

Los sanitarios aconsejamos diferentes medidas para disfrutar de un sueño más saludable, al conjunto de todas ellas las llamamos higiene del sueño y aquí os recomendamos las principales:

  • Es recomendable establecer horarios regulares para irse a dormir y levantarse.
  • Es mejor no hacer la siesta o, en todo caso, de menos de media hora.
  • Evite tomar café, té u otros estimulantes 6 horas antes de dormir.
  • Haga ejercicio regularmente, pero nunca en las 4 últimas horas del día.
  • Mantenga una dieta equilibrada, evite el tabaco y el consumo excesivo de alcohol, así como las cenas copiosas.
  • Evite ver la tele poco antes de dormir o usar utensilios estimulantes tales como la tablet, la consola o el teléfono móvil. Mejor lea o escuche música.
  • Evite trabajar en su dormitorio, comer o hacer otras actividades diferentes al sueño en su zona de descanso ya que esto puedo dificultarlo a posteriori.
  • Haga ejercicios de relajación. Si a pesar de ello no lo consigue, sálgase de la cama e inténtelo más tarde.
  • Si hay un tema importante que le preocupa intente abordarlo antes de ir a la cama, si es necesario utilice la escritura para expresar sus inquietudes.
  • Si su médico le ha recetado medicación para dormir no la modifique, suspenda ni aumente la dosis sin su consentimiento ya que estos fármacos necesitan la ayuda de un profesional para su manejo.

¿Cuándo debo preocuparme y consultar a mi médico?

Hay algunas situaciones concretas en las que el insomnio puede convertirse en un verdadero problema de salud y requiere una consulta con su médico del problema que padece.

Es importante consultar cuando, a pesar de todo lo explicado, el insomnio persiste; cuando el insomnio condiciona su calidad de vida o su actividad laboral generando un importante malestar.

Si usted relaciona su dificultad para orinar con problemas urinarios, por ejemplo: ir muy frecuentemente al baño durante la noche. También es necesario consultar si usted relaciona el insomnio con la toma de algún medicamento o necesita información sobe su medicación prescrita para el control del insomnio.

¿Dónde puedo conseguir más información?

https://www.semfyc.es/wp-content/uploads/2016/07/04_05.pdf

Y, por supuesto, para cualquier duda, pregunte por información al respecto en su centro de salud.

Fuente: http://www.semfyc.es

Enrique Rodríguez Lora

Residente MFyC

 

ANTICONCEPTIVOS ¿Qué debes saber? Anticoncepción hormonal (II)

¿Qué es la anticoncepción?

Cuando hablamos de métodos anticonceptivos hacemos referencia a “cualquier acto, dispositivo o medicación para impedir una concepción o embarazo”.

Los métodos de los que disponemos hoy en día son muy diversos, por los que cualquiera puede encontrar el que mejor se adapte a uno mismo. En este primer post revisamos los anticonceptivos NO homonales. En este analizamos los hormonales.

diferentes-metodos-anticonceptivos.png

  • ANTICONCEPTIVOS HORMONALES COMBINADOS (AHC)

Consisten en la liberación de hormonas (estrógenos y gestágenos) impidiendo que se produzca el embarazo por distintos medios, aunque su principal mecanismo de acción es la inhibición de la ovulación. Existen diferentes combinaciones, con tres posibles vías de administración con eficacia similar.

  • Vía oral: Existen regímenes de 21 días seguidos de 7 días de descanso. Normalmente se inicia la toma el primer día de la regla, aunque se puede comenzar en cualquier momento del ciclo, siendo necesarios 7 días de toma continua para evitar la ovulación. También hay preparados de 28 días (que incluyen en unos casos placebo para la semana de descanso o 24 comprimidos activos y 4 de placebo). En el caso de olvido, es muy importante el momento en el que se produce éste y contactar con su médico para que le indique qué pasos debe seguir. En caso de duda debe utilizar métodos de barrera adicionales.
  • Vía transdérmica: El parche libera diariamente una cantidad determinada de hormona. Se colocan tres parches (con cuatro posibles zonas de aplicación: abdomen, nalgas, hombro y parte superior del brazo) uno cada semana durante 3 semanas, con 1 semana posterior de descanso. Se han descrito reacciones cutáneas en el lugar de aplicación y un mayor aumento de la tensión mamaria y dismenorrea o molestias menstruales.
  • Vía vaginal: Se trata de un anillo flexible, incoloro, que igualmente libera por día una cantidad fija de hormonas. Se emplea de forma contínua durante 21 días; pasado este tiempo se retira, se deja 7 días de descanso y se inserta otro nuevo. Si una mujer olvida cambiarlo después de 3 semanas de uso, sigue siendo eficaz al menos hasta 5 semanas. Se puede extraer para el coito sin que pierda eficacia, siempre que no permanezca más de 3 horas fuera de la vagina.
  • ANTICONCEPCIÓN HORMONAL DE SÓLO GESTÁGENO (AHSG)

Tienen un inconveniente común, que es el mal control del ciclo, siendo frecuente la falta de menstruación o, por el contrario, el sangrado excesivo. Estas alteraciones son la causa más frecuente de abandono de este método. Se puede utilizar la progesterona durante la lactancia.

Existen cuatro vías de administración:

  • Vía oral: la píldora de gestágeno ha demostrado ser igual o más eficaz que la minipíldora clásica. Ante olvidos, igualmente debe contactar con su médico.
  • Vía subdérmica: Los implantes subcutáneos se insertan en la cara interna del brazo no dominante con anestesia local.
  • Vías intramuscular: Administración trimestral.
  • Vía intrauterina: Es un dispositivo intrauterino (DIU) que consiste en una T de plástico con un depósito de gestágeno que permite una liberación diaria de forma contínua. Proporcionan anticoncepción efectiva durante al menos 5 años. Es una excelente opción en el tratamiento de los sangrados excesivos. Es un método muy seguro para la salud de las mujeres, aunque no consigue buen control del ciclo en algunas personas.

¿Tengo que hacerme una analítica antes de iniciar la toma de anticonceptivos hormonales?

Únicamente se recomienda la recogida de distintos datos por parte de su médico, para detectar los posibles factores de riesgo y medir la presión arterial. No hay estudios que apoyen la realización de pruebas complementarias (analíticas, etc.)

¿Cuál es el balance riesgo-beneficio?

Existen una serie de efectos beneficiosos que comparten todos los métodos hormonales.

  • Disminuyen la duración y la cantidad de la menstruación, alivian las molestias que sufren algunas mujeres durante el ciclo, mejoran el acné y el aumento de vello corporal.
  • Hay evidencias sobre su efecto protector persistente para el cáncer de endometrio y de ovario.
  • Los efectos secundarios menores de los anticonceptivos orales combinados (náuseas, tensión mamaria, irritabilidad) son limitados en el tiempo. Está ampliamente demostrado que no producen aumento de peso.
  • No aumentan el riesgo de cáncer de mama en la población general.
  • Se aconseja seguir el programa de cáncer de cérvix igual que la población
  • La evidencia científica disponible no justifica la realización de descansos.
  • MÉTODOS DE URGENCIA: ANTICONCEPCIÓN DE URGENCIA

La anticoncepción de urgencia es un recurso indicado para toda mujer en edad reproductiva que haya mantenido una relación sexual desprotegida y no desee un posible embarazo. En España está comercializada con libre dispensación la píldora monodosis, la cual debe tomarse en las siguientes 120 horas después del coito, teniendo en cuenta que su eficacia disminuye a medida que avanza el tiempo.

A pesar de que sea un método seguro, es recomendable utilizar otros anticonceptivos y recurrir únicamente a éste cuando fallan los anteriores.

  • Las complicaciones cardiovasculares en mujeres en edad reproductiva tienen una incidencia muy baja y están claramente influidas por el consumo de tabaco y la presencia de otros factores de riesgo.
  • La enfermedad tromboembólica es una reacción adversa grave pero infrecuente, asociada con cualquier tipo de anticonceptivo hormonal combinado, aunque el balance riesgo-beneficio permanece favorable. El mayor riesgo se presenta en mujeres con alteraciones genéticas de la coagulación y que suman otros factores de riesgo (obesidad, sedentarismo, fumar, etc.).

Recuerda…

Con un buen método anticonceptivo podrás mantener una buena salud sexual y reproductiva, sin riesgo de embarazos no deseados ni de transmisión de posibles enfermedades.

Es importante tener toda la información posible para elegir el método que más se adapte a ti. En caso de duda contacta con tu médico de atención primaria.

María Burgos

Residente MFyC

ANTICONCEPTIVOS ¿Qué debes saber? Anticoncepción NO hormonal (I)

Cuando solicitamos consejos para tener una vida saludable tendemos a pensar únicamente en temas nutricionales, de ejercicio, evitar hábitos tóxicos, etc., olvidando una parte importante de la vida de toda persona: la salud sexual y reproductiva, la cual implica poder tener una vida sexual satisfactoria y segura, la capacidad de tener hijos y la libertad de decidir si quieren tenerlos o no, cuándo y con qué frecuencia.

Destacando el derecho de hombres y mujeres a estar informados y tener acceso a métodos de anticoncepción, que sean seguros, eficaces y asequibles.

metodosanticonceptivos

¿Y qué es la anticoncepción?

Cuando hablamos de métodos anticonceptivos hacemos referencia a “cualquier acto, dispositivo o medicación para impedir una concepción o embarazo”.

Los métodos de los que disponemos hoy en día son muy diversos, por los que cualquiera puede encontrar el que mejor se adapte a uno mismo. En este primer post revisaremos los anticonceptivos NO homonales y en uno próximo los hormonales.

  • MÉTODOS NATURALES

 Basados en el conocimiento del ciclo menstrual y los cambios fisiológicos que experimenta el cuerpo en función de la etapa en la que se encuentre. Cuando alguien opta por un método natural debe respetar períodos de abstinencia. La mayoría de las técnicas se basan en la evaluación del moco cervical y la temperatura corporal basal para determinar el período fértil. La eficacia es muy variable porque requieren de una gran disciplina y conocimiento.

  • MÉTODOS DE BARRERA

 Son aquellos en los cuales se coloca una barrera mecánica o química en los genitales.

  • Preservativo: masculino y femenino, que han demostrado prevenir el contagio de infecciones de transmisión sexual (ITS) y del virus de la inmunodeficiencia humana (VIH). Los que incorporan un agente espermicida, tanto en la superficie externa como en la interna, proporcionan mayor eficacia. El riesgo de rotura del preservativo masculino (del 0,6-2% en la penetración vaginal y del 1-7% en la anal) se asocia fundamentalmente con una mala técnica de uso. En alérgicos al látex, los preservativos de poliuretano son una alternativa. El preservativo femenino recubre las paredes de la vagina y también la vulva, está provisto de dos anillos: uno interior que sirve para su colocación dentro de la vagina, y otro exterior que permanece plano y cubre los labios durante el coito. Ambos tienen similar eficacia.
  • Diafragma: es una caperuza o casquete de látex muy flexible que se coloca en el fondo de la vagina, cubriendo completamente el cuello del útero. Se debe colocar antes del coito y no puede retirarse hasta pasadas 6-8 horas.

1406854158_Preservativodreamstime copia

  • DISPOSITIVOS INTRAUTERINOS (DIU)

Los DIU de cobre tienen una eficacia casi similar a la ligadura tubárica y una duración de uso de 4 a 12 años. Pueden insertarse en mujeres que nunca han tenido hijos, ya que no se ha demostrado que produzcan infertilidad posterior. Existe una opción que incorpora gestágenos (hormonas). Antes de la inserción se debe realizar una exploración ginecológica de la mujer, sin necesidad de realizar cultivo de exudado vaginal, a menos que presente sintomatología compatible con una infección.

  • MÉTODOS DEFINITIVOS: ESTERILIZACIÓN

Se puede realizar mediante varios procedimientos, el más frecuente es la ligadura tubárica. Una opción más reciente consiste en la introducción de un dispositivo de titanio en el interior de las trompas, que produce en unos 2-3 meses la obstrucción completa.

Por otro lado está la vasectomía, que se trata de una técnica sencilla, prácticamente exenta de complicaciones y con una elevada eficacia. Tiene unas tasas de reconversión con éxito del 60-65%, que disminuyen con el tiempo.

Recuerda…

Con un buen método anticonceptivo podrás mantener una buena salud sexual y reproductiva, sin riesgo de embarazos no deseados ni de transmisión de posibles enfermedades.

Es importante tener toda la información posible para elegir el método que más se adapte a ti. En caso de duda contacta con tu médico de atención primaria.

Próximo post: Anticoncepción Hormonal

María Burgos

Residente MFyC

Enseñando a “salvar vidas”: IES Mariana Pineda

El pasado 23 de febrero, tuvimos la oportunidad de compartir unas horas con alumnos del  IES Mariana Pineda, en este caso de 2º de Bachillerato. A ellos, y bajo el lema “Aprender a salvar vidas”, les formamos en Reanimación Cardiopulmonar Básica (RCP-B).

img_4641

Aclarando conceptos

Hablamos de parada cardiorrespiratoria (PCR) cuando se produce el cese brusco e inesperado de la circulación y la respiración, siendo en la mayoría de los casos por una causa potencialmente reversible.

El Soporte Vital Básico o RCP comprende aquellas medidas que se deben poner en marcha ante una situación de parada cardiorrespiratoria con el fin de mantener esas funciones hasta la llegada de los sistemas de emergencia sanitarios.

¿Es necesario que los ciudadanos sepan RCP?

En España, una persona cada 20 minutos sufre un paro cardiaco y una rápida actuación ante ello aumenta el número de supervivientes, de ahí el interés de dar a conocer a la población las nociones básicas sobre la RCP.

Desde el momento en que a una persona se le paran el corazón y los pulmones (PCR), las posibilidades de supervivencia disminuyen en un 10% por cada minuto que transcurre hasta que se comienza la reanimación. Así, si actuamos en el primer minuto y hacemos RCP las posibilidades de supervivencia son del 90%, a los 2 min. del 80 %, a los 3 min. del 70%… Los sistemas de emergencia, a pesar de su gran desarrollo en los últimos años (UVIs móviles, ambulancias completamente equipadas que llegan al lugar en escasos minutos desde su llamada), necesitan que algún ciudadano, como tú que estás leyendo, haga unas correctas maniobras de SVB durante los minutos que tarden ellos en llegar para así aumentar las posibilidades de supervivencia.

Por lo tanto, son medidas que DEBEN CONOCER TODOS LOS CIUDADANOS. Hay que tener en cuenta que la mayor parte de las paradas cardiorrespiratorias no tienen lugar en los hospitales ni en otros centros sanitarios sino en la calle, en los domicilios, en los lugares públicos. De este modo, y mientras llegan los sistemas de emergencia, la puesta en marcha de unas medidas adecuadas de Soporte Vital Básico es fundamental para una eficaz atención de estos pacientes.

Dado que todos los ciudadanos deben aprender estas maniobras, ¿qué mejor momento que empezar a enseñarlo en los centros educativos?

La experiencia

La formación del alumnado se llevó a cabo según las recomendaciones del programa ESVAP (Enseñanza de Soporte Vital en Atención primaria) de la SEMFyC (Sociedad Española de Medicina Familiar y Comunitaria).

Los encargados de la formación fueron Fernando Fabiani (Médico de familia del centro de salud, Instructor de SVA del Plan Nacional de RCP y monitor de RCP de la SEMFyC) y los residentes de medicina de familia Rocío Miranda y Joaquín Batista, ambos también de nuestro centro de salud, que colaboraron en la formación.

En ella se dieron primero unas nociones básicas teóricas sobre los conceptos básicos y después se hicieron prácticas con maniquíes específicos para ellos donde los alumnos pudieron aprender a llevar a cabo dichas maniobras en primera persona. Tras ello, fueron evaluados tanto práctica como teóricamente con excelentes resultados. En breve, recibirán los diplomas que acreditan la supración del curso.

El centro educativo, colaboró en todo momento con la iniciativa. ¡Y aprovechando que estábamos próximos al día de Andalucía nos invitaron a un delicioso desayuno andaluz!. 🙂

Una grata experiencia a repetir…

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

* Si quieres información sobre RCP, puedes descargar gratuitamente este manual.

Rocío Miranda y Joaquín Batista

Residentes MFyC

Fernando Fabiani

Médico de Familia

 

 

 

Doctor me duele la garganta, ¿por qué no me da antibiótico?

Al cabo de un año en toda España, más de 4 millones de consultas a nuestros médicos del centro de salud son a causa del dolor de garganta, siendo la causa principal en la mayoría de los casos las infecciones.

Hoy nos vamos a centrar en los dolores de garganta causados por infecciones, ya que son muchos los gérmenes responsables y cursan con una clínica muy parecida. Para ser más exactos, vamos a hablar de dolores de garganta que necesitan en su tratamiento antibiótico y los que no lo necesitan.

8277-2

¿Por qué esta entrada en el blog?

El motivo de esta entrada informativa es el de enseñar a distinguir esas dos o tres características que hace que un dolor de garganta deba o no deba recibir antibiótico, y así usar mejor estos fármacos. ¿Y por qué hay que hacer un buen uso de los antibióticos? Para evitar que en un futuro los antibióticos dejen de hacer efecto por el hecho de haberlos estado usando sin control y haber generado bacterias resistentes a los mismos.

 

Faringitis Bacterianas

Suele aparece dolor de garganta intenso, de forma brusca, con dolor para tragar. Sobre las amígdalas, pueden aparecer las conocidas placas amigdalares de color blanquecinas. Además es característico que haya fiebre de más de 38 ºC, y muy mal cuerpo en general. En ocasiones aparecen adenopatías, ganglios inflamados, debajo de la mandíbula y por el cuello. Resulta muy característica la ausencia de tos.

1208944470_f

Faringitis Víricas

Duele la garganta, congestión nasal con moqueo, ronquera, tos, dolor de oídos.

Mononucleosis (la “enfermedad del beso”)

Podríamos decir que los síntomas son parecidos a los de la faringitis bacteria pero de una intensidad muy superior: muy mal estado en general, disminución de peso, fiebre, dolor de garganta y abundantes placas amigdalares, y lo más característico: muchas adenopatías (ganglios inflamados) por varias zonas del cuello y cara, inflamación del hígado y bazo que nuestros médicos sabrán detectar con una exploración abdominal adecuada.

Concluyendo…

Para saber si estamos ante una faringitis que necesita antibiótico o no lo necesita, las guías clínicas en las que se basan lo profesionales sanitarios establecieron los llamados criterios Centor: una serie de requisitos que nuestros pacientes deben reunir para considerar el tratamiento antibiótico.

Los criterios Centor son cuatro, y mínimo se debe reunir 3 para considerar la toma de antibiótico:

  • Fiebre de más de 38ºC
  • Ausencia de tos
  • Presencia de adenopatías
  • Presencia de placas amigdalares

Tratamiento

Por tanto: si usted piensa que, después de haber leído lo anterior, no necesita antibiótico, no los tome, y trate su dolor de garganta con Paracetamol o Ibuprofeno cada 6 u 8 horas, tomando líquidos, miel con limón… con el objetivo de mantener la garganta siempre húmeda.

Y si considera que necesita tomar antibiótico, tampoco lo tome sin haber consultado antes con su médico.

 

Álvaro Delgado Osuna

Residente MFyC

Todo sobre “mi alergia”

Antes de adentrarnos en el mundo de las alergias, vamos a trasladarnos al pasado para descifrar y comprender el significado de esta palabra. ALERGIA viene del griego, de las palabras griegas alos y ergos. Alos quiere decir otro, diferente, extraño. Ergos quiere decir reacción. Por lo que alergia quiere decir reacción frente a lo diferente, frente a lo otro, frente a lo extraño, porque la alergia es una reacción frente a sustancias extrañas al organismo, sustancias externas y diferentes a los componentes propios del organismo de cada uno.

a325970dc1dadc9246c1caec2ff42f59

¿Qué es la alergia?

La alergia es una reacción de defensa del organismo contra sustancias externas que penetran en el cuerpo. Esas sustancias pueden penetrar por el aparato digestivo (alimentos, medicamentos), por el aparato respiratorio (inhalantes), absorbidas por la piel (contactantes), o atravesando la piel (inyecciones, picaduras). El sistema inmune del cuerpo reconoce esas sustancias como extrañas e intenta neutralizarlas. Las personas sin alergia, las neutraliza sin dañarse a sí mismo, mediante mecanismos llamados de tolerancia. Las personas con alergia las intentan neutralizar por mecanismos que se vuelven dañinos contra el propio organismo, y causan los síntomas de alergia.

Y… ¿qué  son los alérgenos?

Los alérgenos son sustancias que, cuando ingresan a un organismo, lo deja en una situación vulnerable al desarrollo de los fenómenos vinculados a una alergia. Son sustancias extrañas al cuerpo humano, y en ocasiones se dice que son inofensivas, pero no lo son, pues muchas tienen acciones químicas dañinas sobre el organismo. Existen muchos tipos de alérgenos:

  • Inhalados o aeroalérgenos (pólenes, ácaros, epitelios de animales…).
  • Alimentarios (proteínas de leche de vaca, huevo, frutas, frutos secos…).
  • Fármacos (antibióticos, antiinflamatorios, anesté­sicos…).
  • De contacto (níquel, cromo, perfumes…).
  • Ocupacionales o laborales (látex, harina de trigo…).
  • Veneno de insectos (abeja, avispa…).

Frecuencia de la alergia

Es muy frecuente, se calcula que una cuarta parte de las personas de los países desarrollados tienen alguna alergia. Los síntomas que causa a veces son muy intensos y evidentes, y otras veces pasan desapercibidos y apenas causan molestias. La alergia ha aumentado muchísimo en los últimos 20-30 años. El motivo de este aumento no se sabe, aunque hay diversas teorías sobre la acción de la alimentación, las infecciones, la contaminación, etc… que echan la culpa al “modo de vida occidental”, ya que es más frecuente en los países desarrollados.

En cuanto a la edad es más frecuente en niños y adolescentes que a otras edades, pero puede aparecer en cualquier momento de la vida. Además aparece frente a cosas que durante años se han tolerado perfectamente, como frutos secos, mariscos, animales, etc.

Predisposición y herencia

Hay que tener claro, que la alergia no se hereda. Se puede heredar la predisposición o facilidad para desarrollar alergia en general, no frente a sustancias concretas. Como las personas se hacen alérgicas a las cosas que hay en su ambiente, es fácil que padres e hijos se hagan alérgicos a las mismas cosas, pero no porque se hereda esa alergia, sino porque comparten el mismo ambiente.

Pero no solo aparece  en personas predispuestas. Aparece con más facilidad y más rápidamente en las personas predispuestas, pero las personas sin familiares alérgicos también pueden desarrollar alergia.

También es importante dejar claro, que las personas predispuestas no siempre van a desarrollar una alergia. La aparición de una alergia depende de la predisposición, pero además del ambiente en el que vive uno. Por ejemplo si un niño vive desde el nacimiento en un domicilio con moquetas, o muchas telas, puede hacerse alérgico a los ácaros del polvo, aunque no tuviera predisposición genética.

¿Cómo se desencadena la alergia y que síntomas tiene?

Para que una persona se haga alérgica, se necesita al menos un primer contacto con el alérgeno, pero para que presente síntomas de alergia, se necesita más de un contacto.

En un determinado momento empieza el proceso de sensibilización: la persona va formando inmunoglobulinas frente a un alérgeno concreto. Inicialmente el nivel de inmunoglobulinas es bajo, o la cantidad de alérgeno es pequeña, y la persona aparentemente está tolerando bien el alérgeno. El nivel de inmunoglobulinas va subiendo, hasta que alcanza un nivel determinado a partir del cual el contacto con el alérgeno ya desencadena síntomas. ¿Pero cómo se desencadenan los síntomas? Hay unas células del cuerpo que llevan inmunoglobulinas frente a un alérgeno concreto, cuando estas lo reconocen liberan una seria de componente químicos, que causan inflación interna, desencadenan los síntomas y atraen a mas células que prolongan la inflamación, manteniendo en actividad la alergia.

Los síntomas son muy variados, y dependen de en qué parte el cuerpo se libere los componentes químicos mencionados. En los pulmones, en los bronquios causa asma, en la nariz causa rinitis, y en los ojos conjuntivitis. En la piel puede causar urticaria, angioedema o inflamación, dermatitis atópica, o dermatitis de contacto. Pueden aparecer síntomas digestivos con dolor, gases, vómitos o diarreas poco a muy intensas. Puede originar una mezcla de síntomas, y es lo que se llama anafilaxia, apareciendo malestar, mareos, y caída de la tensión o shock.

Estos síntomas pueden repetirse, pero también puede haber cambios en la intensidad de los síntomas, cambios en el tipo de síntomas; se puede empezar con síntomas de nariz, y con el tiempo aparecen síntomas de asma o de otro tipo.

¿Y en que época del año aparece la alergia? La aparición de la alergia, depende del alérgeno. Algunos aparecen en cualquier momento, como un alimento que se toma en una determinada ocasión. Otros están presentes todo el año por igual, como los animales en casa. Otros están todo el año, con subidas y bajadas, como los ácaros, que aumentan en otoño y primavera.

¿Las personas con síntomas deben hacerse un estudio de alergia?

Depende de varios factores: de cómo sean de intensos y limitantes esos síntomas, de si se sospecha alguna alergia, de si se identifica otra causa, de cómo responden a la medicación, y de cómo van evolucionando con el tiempo, a mejor o peor. Cuanto peor sean esos factores, de más intensidad, de mayor sospecha, de mala respuesta al tratamiento o de mala evolución, más indicado está el hacerse el estudio cuanto antes. Si los síntomas son intensos y con mala evolución, aunque la alergia no parezca probable, está indicado hacer un estudio para descartar una causa alérgica tratable, ya que se podría obtener una gran mejoría. Si los síntomas son de poca importancia, el estudio se puede retrasar, permaneciendo pendiente de cómo van evolucionando. Consulten a su médico habitual y valoren conjuntamente las ventajas e inconvenientes de un estudio alergológico.

Tratamiento de la alergia.

Debemos tener en cuenta tres tipos de tratamiento: el de rescate o de alivio de los síntomas, el preventivo o antiinflamatorio continuo, y el etiológico o de la causa, que puede ser de evitación de alérgenos y de inmunoterapia o vacunas.

TRATAMIENTO NO FARMACOLÓGICO (¡muy importante!)

Es fundamental y, en las alergias leves a veces puede ser suficiente para controlar los síntomas. Se basa, en general, en la evitación de exposición a la sustancia a la que tenemos alergia: Evitar toma de medicamentos o alimentos que nos dan alergia, en caso de alergia al polvo, usar aspirador en lugar de barrerlo usando mascarillas durante la limpieza; y en caso de alergia a diferentes pólenes: en época de polinización (primavera por ejemplo), evitar parques, no ir en bicicleta, evitar ventilar mucho tiempo la vivienda, cambiarse de ropa al llegar a casa… Todo destinado a disminuir la exposición a dichas sustancias.

En ocasiones no será suficiente con estas medidas y hará falta usar algún medicamento. Aun así, seguir estas recomendaciones hará más fácil el control utilizando menos medicación.

TRATAMIENTO FARMACOLÓGICO

  1. Tratamiento preventivo.

El tratamiento preventivo también se conoce como tratamiento de mantenimiento, profiláctico, continuo, de base, de control. Es el tratamiento que se utiliza cuando una persona padece síntomas de asma o de otras alergias de forma repetida o grave, para evitar la aparición de esos síntomas. El paciente nota sus efectos con lentitud (a diferencia de lo que sucede con el tratamiento de rescate, que es muy rápido), en días o semanas. El efecto fundamental del tratamiento preventivo es disminuir la inflamación para así disminuir los síntomas.

¿Pero cuando tomamos este tratamiento preventivo? Se debe tomar todos los días que indique su médico de familia, sin interrupciones, aunque aparentemente se esté bien. Generalmente se toma todos los días del año, pero si sólo tiene síntomas una estación del año, el médico le indicará si puede suspenderlo fuera de esa temporada.

¿Cómo se aplica este tratamiento? Se puede aplicar por vía tópica o local, o por vía general o sistémica. La vía tópica o local se refiere a medicamentos que se ponen sólo en la zona afectada: inhaladores para los síntomas de asma, sprays para la nariz, gotas en los ojos, cremas para lesiones de piel. Estos medicamentos llegan directamente a la zona que tiene síntomas. La vía general o sistémica se refiere a medicamentos que se toman por boca, se absorben en el estómago y por la sangre llegan a todos las zonas del cuerpo, tengan síntomas o no, estén inflamadas o no. La otra vía sistémica es mediante inyecciones.

  1. Tratamiento de rescate

El tratamiento de rescate también se conoce como tratamiento de los síntomas o sintomático, tratamiento de alivio o aliviador. Es el tratamiento que se utiliza cuando una persona padece los síntomas de su alergia, para que esos síntomas sean lo más leves posible y desaparezcan cuanto antes. Su efecto es rápido, y habitualmente se utiliza durante periodos cortos de tiempo.

¿Cuándo debe usarse el tratamiento de rescate? Se debe tomar cuando empiezan a presentarse los síntomas, aunque al principio sean leves. Los pacientes o sus familiares aprenden a identificar los síntomas en fases iniciales y saben cuál suele ser la evolución posterior. Si se usa el tratamiento de rescate en esas fases iniciales, generalmente se evita el que los síntomas vayan a mayor intensidad y se hagan muy duraderos. Suele ser mejor dar pronto el tratamiento de rescate, aunque luego se quede en una falsa alarma, que esperar y que los síntomas se agraven y prolonguen.

¿Cómo se aplica este tratamiento? Según los síntomas que se presenten, se puede aplicar por vía tópica o local, o por vía general o sistémica.

Hay que tener en cuenta que el tratamiento de rescate se usa durante períodos cortos de tiempo, hasta que desaparecen los síntomas. Cuando se necesita tratamiento de rescate más de 8-10 días es conveniente la valoración por el médico. Esta prolongación puede ser señal de que ha aparecido alguna complicación o de que hay alguna otra causa para los síntomas. El médico valorará si necesita otro tratamiento distinto al que está tomando

¿Cómo evoluciona la alergia?

Puede evolucionar de todas las maneras, a mejor, a peor, o a quedarse igual. Algunas personas van adquiriendo nuevas alergia, o nuevos síntomas, o síntomas más intensos con el tiempo. Otras se mantienen en el mismo nivel de síntomas, otras van teniendo cada vez menos síntomas y menos intensos, y en otras los síntomas llegan a desaparecer por completo.

La evolución de una alergia depende de la predisposición individual, del grado de atopia de cada uno, y depende de que el tratamiento se realice mejor o peor. Las personas atópicas, con facilidad para desarrollar y mantener alergias tienen más dificultad para una evolución favorable. Las personas que cumplen mejor el tratamiento prescrito por su médico evolucionan mejor y tienen mejor pronóstico. Evidentemente el primer paso para tratar una alergia es identificarla, para lo cual se necesita un estudio. Si una persona con asma u otra enfermedad tiene una alergia y no se identifica, seguirá expuesta al alérgeno o alérgenos, y la evolución será peor.

¿Se cura la alergia?

La alergia desaparece por completo en algunos casos; en otros casos puede permanecer, pero se pueden mejorar muchos los síntomas. La desaparición se pueda dar de manera espontánea, y otras veces con el tratamiento que le recomiende su especialista. Hay pacientes que con el tiempo desarrollan tolerancia a la sustancia a la que tenían alergia, y no necesitan ninguna precaución especial con ella, igual que las personas que nunca le han tenido alergia.

Alfonso Lira

Residente MFyC

A %d blogueros les gusta esto: